Thom Mayne desvela las bases de la arquitectura del futuro

El Foro de Arquitectura y Diseño profundiza en la necesidad de integrar cultura, urbanismo y paisaje

El arquitecto y proyectista Fabrizio Barozzi de Barozzi / Veiga ha dado inicio a la segunda sesión del Foro de Arquitectura y Diseño que completa el programa de CEVISAMA 2020 en Feria València, presentando su proyecto estrella: el Museo de Bellas Artes de Lausanne (Suiza). 

Barozzi ha realizado un recorrido desde que asumen el encargo de un nuevo Museo de Bellas Artes para la ciudad de Lausanne, destacando la necesidad de crear no tanto un edificio, sino un entorno urbano en el que todos los elementos estuvieran integrados. 

Una zona logística, casi olvidada, de la ciudad se convierte en el verdadero núcleo cultural de Lausanne. `La transformación ha permitido crear un edificio de más de 15.000 m2 que ejerce de muro, frente a la trama del ferrocarril y, al mismo tiempo respira, y nos reconecta con el entorno’, señala Fabrizio Barozzi.

La segunda intervención del Foro de Arquitectura y Diseño ha correspondido a Belinda Tato, de Ecosistema Urbano, que ha presentado dos proyectos que resumen su idea de arquitectura como servicio útil para recuperar las ciudades para las personas con un marcado respeto por el entorno y el medio ambiente.

En su ponencia ha presentado el proyecto Open Shore para la zona oeste de Palm Beach (Florida). Una propuesta de ciudad que contempla recuperar una idea nueva de diseño urbano, favorecer la movilidad, potenciar el concepto de salud para una ciudad que no apuesta por el peatón y que reúne condiciones idóneas para ello, pese a efectos climáticos adversos como: humedad, calor y posibles huracanes, en determinadas épocas del año.

También ha aprovechado su ponencia para resumir el ambicioso proyecto de bulevar para el campus universitario de Málaga, en el que priman de nuevo cuestiones como entorno climático y apuesta digital para mejorar la vida de las personas.

A continuación, y con máxima expectación, ha llegado el turno del norteamericano y premio Pritzker Thom Mayne, ante un auditorio al completo. En su intervención, ha repasado la labor compleja de la arquitectura y como él mismo ha pasado de trabajar con sus manos a incorporar la tecnología digital a sus procesos y las posibilidades infinitas que ofrece, sentando las bases del futuro inmediato de la arquitectura. 

Como ejemplo ha revisado su proyecto de la sede de Giant en Shanghái donde se dan cita todas sus inquietudes a la hora de combinar diseños innovadores, únicos y sostenibles.

A lo largo de su exposición ha mostrado a través de diversos trabajos: ‘la conexión del lugar con el uso, el interior con el exterior, porque cada proyecto debe dar una respuesta para nuestro siguiente reto, comenta Mayne.

Carme Pigem, de RCR Arquitectes, también premio Pritzker, ha cerrado la segunda jornada del Foro de Arquitectura y Diseño presentando el proyecto del Museo Soulages en Rodez, Francia. Un espacio cultural para una pequeña ciudad francesa que ha supuesto un reto arquitectónico para este estudio catalán que ha encontrado una buena sintonía tanto con el entorno como con la obra del pintor Pierre Soulages, que da nombre el museo.